Danza del Sol en Villacañas (Mayo de 2004) con Antonio DomingoLa razón por la que nace este concierto experimental titulado DANZA DEL SOL, es aquella que mis propios alumnos me transmitieron en la acampada que realizamos en junio del año 2003. En la asamblea de alumnos que celebramos aquella noche, algunos comentaban con cierta tristeza que les costaba que sus amigos habituales llegaran a comprender los motivos que tenían para permanecer tanto tiempo en la Escuela de Música. Esto era compartido por todos. Así nace el porqué de este montaje.

Lo denominaré como Concierto de Difusión Musical en honor a una excelente creadora y que también tiene culpa en este proyecto. Con él se pretende dar acceso al entendimiento del proceso musical a todo aquel que asista al concierto. La importancia de este tipo de acto es crucial pues de él depende que la asistencia a conciertos se siga manteniendo en los niveles actuales, al menos. Tal como todos los expertos comentan en las últimas décadas: “a los conciertos cada vez va menos público y éste es cada día de mayor edad”. Por lo tanto ya tenemos una razón para existir.

Danza del Sol, Antonio Domingo con Francis (Regidora) (Mayo de 2004)Dicho concierto se basaba en una obra musical contemporánea compuesta a finales del siglo pasado a la que se le ha añadido un pequeño texto el cual tuvo su estreno absoluto el día 15 de junio de 2004. Dentro de la trayectoria musical de cualquier humano comprometido con su tiempo, la defensa de la música contemporánea o música compuesta en nuestros días es algo fundamental. Sé que no es la música preferida por el gran público, pero para reponer “los 40 principales” ya existen muchas emisoras de radio y programas televisivos de cotas de audiencia espectaculares.

Danza del sol de Antonio Domingo, en el Corral de Comedias de Almagro (Julio de 2005)En esta obra se utilizaron instrumentos que aportan los propios alumnos y alumnas y os aseguro que “su compra” no desmanteló la estabilidad de la economía familiar. Se trataba de su cuerpo. Sí han leído bien: música con el cuerpo humano. Y no es necesario llegar a su parte más escatológica para poder justificar un concierto “sonoro” con este perfil. Estamos como decía antes, ante una obra para Percusión Corporal y Cinta Magnética, es decir, que hubo música en directo sobre el escenario y música grabada que se disparaba desde la cabina de control del teatro. A este tipo de creación musical también se le llama Música Electroacústica y no es algo que nos estemos inventando en este momento, existe ya hasta una rama especializada en este tema dentro de los diferentes itinerarios de la carrera de composición según la LOGSE.

Esta obra escrita a 16 voces distintas, utiliza tres elementos sonoros corporales diferentes: pies sobre el suelo, palmadas sobre los muslos y palmas. Los dibujos rítmicos que utiliza van desde la negra, hasta las cuatro semicorcheas, pasando por las notas a contratiempo y el dibujo de corchea dos semicorcheas, que marcará la cota de máxima dificultad de la obra. Los juegos rítmicos de preguntas-respuestas entre las voces y los efectos sonoro-visuales que plantean son únicos. La partitura os la podéis descargar clicando en la siguiente imagen o también directamente en la tienda virtual

Partituras Danza del Sol

Danza del sol de Antonio Domingo, en el Corral de Comedias de Almagro (Julio de 2005)Bajo ningún concepto el tiempo de duración del concierto excedió los 50 minutos de música pues se considera a nivel internacional que es el minutaje óptimo para este tipo de evento musical. Además así se facilita la asistencia de público de corta edad que no es capaz de mantener una atención tan prolongada como un concierto “al uso” pretende.c

El concierto se inició tocando la obra musical elegida. Posteriormente, y seccionadas en seis capítulos, se mostraron todas y cada unas de las necesidades tanto técnicas, como motrices, de conciencia de grupo etc., imprescindibles para poder ofrecer el concierto que se está viendo en ese mismo instante. Por lo tanto, hablamos de un concierto que cuenta qué se necesita para poder dar ese mismo concierto. Lo podríamos denominar: METADIDÁCTICA MUSICAL,  o sea didáctica de la didáctica musical. Una vez aclaradas todas las necesidades, se volvió a interpretar la obra. Los intérpretes y director estuvieron de nuevo sobre el escenario como punto final a esta electrizante experiencia.